consultor empresa familiar

Los desafíos que los consultores de Empresa Familiar no pueden ignorar

  • image descriptionimage description213
  • image descriptionimage description
  • image descriptionimage description
  • image descriptionimage description213
  • image descriptionimage description
  • image descriptionimage description

Alfredo De Massis, profesor de Empresa Familiar en universidades de Italia e Inglaterra nos expone los actuales desafíos para los Consultores de Empresa Familiar derivados de la pandemia del COVID19

Perspectiva académica de la Consultoría de Empresas Familiares y los desafíos que los consultores no pueden ignorar: 

 Webinar por Alfredo De Massis

 

El pasado 17 de septiembre del 2020, Instituto Nexia tuvo el placer de contar con Alfredo De Massis, uno de los mejores profesores del mundo en Empresa Familiar, para que nos explicara cuales son los desafíos más urgentes que cualquier consultor de empresa familiar no puede ignorar.

En primer lugar, nos destaca la situación del mercado de las Empresas Familiares, dándonos a entender el gran volumen que suponen frente a todos los otros mercados y que dentro de él hay infinidad de problemas, es por esto por lo que remarca la importancia de una buena formación profesional de los consultores que asesoran a  las Empresas Familiares.

De la Consultoría anecdótica a la Consultoría científica

Tradicionalmente, esta formación profesional era muy genérica, cualquier consultor en empresa familiar había recibido la misma formación que un consultor de cualquier otro sector, pero a medida que ha avanzado el tiempo, se ha visto la necesidad de tener una formación específica enfocada única y exclusivamente a la Empresa Familiar si uno se quiere dedicar a este sector.

Es aquí cuando vemos la brecha y se hace un antes y un después en la Consultoría de Empresa Familiar. Pasamos de la consultoría tradicional (anecdótica) basada en la formación y la experiencia práctica, a la Consultoría Research – led o también conocida como Consultoría”científica” basada en la investigación.

Esta nueva Consultoría pasa por una serie de etapas, las cuales dividiremos en 4 fases:

1ª fase: Diseño de investigación

Se desarrollan modelos de proceso y varianza para estudiar la teoría de la consultoría.

2º fase: Construcción de la teoría aplicando metodologías

Crear, elaborar, y justificar una teoría mediante la abducción, la deducción y la inducción.

3º fase: Criterio de relevancia

Situar, diagnosticar e inferir problemas de cerca y de lejos.

4º fase: Resolución del problema

Negociar, comunicar e interpretar con el cliente todo el proceso. Comunicar, interpretar y negociar los resultados con el público objetivo.

A continuación:

 Los problemas claves de la empresa familiar:

  • La Sucesión
  • El gobierno
  • La profesionalización
  • La innovación

LA SUCESION:

Cuando habla de sucesión no se refiere tanto a la sucesión de la propiedad sino a la sucesión del líder. Es muy importante tener una buena planificación de la sucesión.
La duración de una empresa familiar depende mucho de la buena sucesión del liderazgo
Es importante que el consultor tenga en cuenta la complejidad y la evolución de cada empresa familiar en el tiempo para poder ayudar a los sistemas de gobierno y la planificación de la sucesión. Tienen que ser consultores capaces de fomentar y acelerar los cambios generacionales.

EL GOBIERNO:

Es importante guiar el adecuado flujo de comunicación y relación entre los tres bloques de este tipo de empresa: la gestión, la propiedad y la familia.
Ello lo consigue el profesional que asesora a la familia con una aproximación científica a la consultoría, no basta la teoría contenida en los libros ( o consultoría anecdótica )

LA PROFESIONALIZACION:

La Familia  crece más rápidamente que la Empresa y por ello llega un momento que hay que profesionalizar la empresa .
El consultor tiene que educar a la Familia para que tome bien las decisiones. Cuando se habla de profesionalización de la Empresa Familiar, primero se piensa en la profesionalización de la Familia. Y entre otras cuestiones enseñar a la Familia a dar autonomía y confianza a los profesionales encargados de su gestión, de lo contrario muchos acaban por irse de la Empresa.

LA INNOVACION:

La investigación nos ha mostrado que las Empresa familiares tienen en general más habilidad para innovar que el resto de empresas y además el poder de hacer el cambio de forma más ágil y rápida. Sin embargo aunque tienen la habilidad y la capacidad, muchas veces la voluntad es baja. Se produce la siguiente paradoja:

  • la nueva generación quiere innovar.
  • la generación saliente quiere conservar lo ganado tan duramente.

Una posible solución es buscar la innovación en la tradición, revisar la historia de la empresa y ver dónde y cómo surgió la innovación que la hizo nacer y crecer.
A partir de ahí mantener viva la historia de la Empresa y los esfuerzos de sus fundadores y a la vez reinterpretarla para adaptarla al momento actual.
El consultor debe  ayudar a romper los frenos a la innovación
Sin innovación no hay empresa, por esto es importante respaldar las ganas de vivir de estas empresas en situaciones en donde el patrimonio está en riesgo y en situaciones complejas.
Una parte muy importante de la innovación es el proceso de después, la reformulación. No sabemos cuál va a ser nuestro nuevo mercado y tenemos que adaptarnos rápidamente a nuevos cambios.

Consecuencias de la crisis derivada del covid 19

Se acelera el cambio generacional, la sucesión.

Algunos empresarios familiares tenían el “síndrome de la inmortalidad” y nunca pensaban en la sucesión. En estos momentos ven la necesidad más que nunca.
El consultor debe estar preparado para impulsar más que nunca este cambio generacional y en ocasiones hacerlo de forma más acelerada de la ideal.

Se acelera la digitalización de la empresa

En las empresas familiares las relaciones humanas son más importantes que en otro tipo de empresa.
Deben buscarse soluciones para mitigar la deshumanización de las relaciones internas y externas de la empresas derivada del teletrabajo y la imposición de las “relaciones virtuales” .

Aumentan las tensiones derivadas de la gestión del l capital socioemocional de la empresa familiar.

Este es  un capital no financiero pero que forma una parte muy importante en la empresa familiar.
En estos momentos de crisis la Familia se debate en seguir fiel a su ética humana y voluntad social de ayudar , apoyar a su fuerza laboral o buscar su propia supervivencia, por ejemplo llevando a cabo despidos necesarios.
El consultor debe ayudar a gestionar esta tensión.

Se cuestiona la tradicional visión a largo plazo característica de las empresas familiares.

La orientación y resiliencia a largo plazo se pone en duda dada la incertidumbre creada por la pandemia.
El consultor debe orientar este equilibrio entre el corto y el largo plazo según las circunstancias  de la empresa.

 

 Como conclusión,  el papel del consultor de empresa familiar con una formación específica y completa en este campo es más necesario que nunca para ayudar a las empresas familiares a gestionar los nuevos retos derivados de la pandemia mundial.